¿Tienes el sueño alterado? Un descanso inadecuado provoca trastornos que van a afectar a la calidad de vida e incluso a su salud.

Puede que duermas pocas horas o que tu sueño sea de poca calidad. Este hecho lo veras reflejado en ciertos síntomas como despertares frecuentes, ronquidos, sensación de ahogo…

A largo plazo podemos encontrarnos situaciones más graves como ansiedad, cambio de carácter, alteraciones de la conducta alimentaria, etc.

Por esta razón, es muy importante mantener una correcta higiene del sueño. Hay que seguir estas pautas para tener una buena conciliación del sueño:

  1. Irse a la cama sólo cuando aparezca sensación de sueño
  2. Establecer horarios regulares. Levantarse y acostarse todos los días, incluidos los fines de semana, a la misma hora. Evitar quedarse en la cama una vez despierto.
  3. Si no se concilia el sueño al cabo de 20-30 min salir de la cama y realizar alguna actividad tranquila. Evitar actividades intelectuales estresantes en las horas previas de acostarse. Nunca quedarse dormido fuera de la cama.
  4. Limitar las siestas y si las necesitas que sea inferior a 15-20 min.
  5. Realizar ejercicio de forma regular y si se realiza antes de acostarse, que sea relajante.
  6. Evitar hipnóticos y las bebidas estimulantes 6 horas antes de acostarse
  7. Evitar el tabaco poco antes de acostarse y durante la noche.
  8. Mantener una dieta equilibrada, ingerir 5 piezas de fruta y verdura diarios sin saltarse el desayuno y evitar comidas abundantes durante la noche. La cena debe de ser ligera y como mínimo 2 horas antes de acostarse
  9. Mantener condiciones ambientales adecuadas para dormir: Temperatura confortable, habitación bien ventilada, iluminación adecuada y un suficiente aislamiento acústico.